tratar la ansiedad en malaga

Entender el trastorno negativista desafiante: Causas, síntomas y enfoques terapéuticos

Contenidos

El trastorno negativista desafiante (TOD) es un trastorno del comportamiento que afecta a niños, adolescentes e incluso adultos. Se caracteriza por un patrón de comportamiento desafiante, hostil y desobediente hacia las figuras de autoridad. El TOD es un trastorno complejo que puede ser difícil de diagnosticar y que puede tener graves repercusiones en el funcionamiento y la calidad de vida del individuo.

Es esencial comprender las causas y los síntomas del TOD, así como la gama de enfoques terapéuticos disponibles para tratar el trastorno. Este artículo proporcionará una visión general del TOD, incluyendo sus causas, síntomas y diversos enfoques terapéuticos que pueden utilizarse para tratarlo. Al comprender los diversos aspectos del TOD, las personas estarán mejor preparadas para buscar la ayuda y el apoyo adecuados.

¿Qué es el trastorno negativista desafiante (TOD)?

El trastorno negativista desafiante (TOD) es un trastorno del comportamiento que afecta a niños, adolescentes e incluso adultos. Se caracteriza por un patrón de comportamiento desafiante, hostil y desobediente hacia las figuras de autoridad. Los niños y adolescentes con TOD tienen arrebatos de mal genio frecuentes, son discutidores y se niegan a seguir normas o instrucciones. El TOD es un trastorno complejo que puede ser difícil de diagnosticar y tener graves repercusiones en el funcionamiento y la calidad de vida de una persona.

Existen tres subtipos de TOD:

Pequeña desobediencia crónica: El niño suele tener un largo historial de desobediencia y comportamiento rebelde.

Oposición desafiante: El niño desafía activamente la autoridad paterna.

Comportamiento negativista persistente: El niño es negativo y se niega a cumplir las rutinas y tareas diarias.

Causas de TOD

La causa exacta del TOD no se conoce con claridad. Sin embargo, se cree que tanto los factores biológicos como los ambientales desempeñan un papel en la causa del TOD. El TOD es casi dos veces más frecuente en niños que en niñas. Además, este trastorno se da con más frecuencia en primogénitos y en niños con antecedentes familiares del trastorno. Algunos factores biológicos que contribuyen al desarrollo del TOD son el bajo nivel de dopamina, serotonina y oxitocina.

La dopamina, la serotonina y la oxitocina son neurotransmisores o sustancias químicas que facilitan la comunicación entre las células nerviosas o neuronas. Los niveles bajos de dopamina y serotonina se han asociado al trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH), mientras que los niveles bajos de oxitocina se han relacionado con la agresividad y la hostilidad. Los factores ambientales que pueden contribuir al desarrollo del TOD incluyen crecer en una familia disfuncional, presenciar violencia doméstica, conflictos familiares, problemas de salud mental de los padres, factores culturales y factores sociales.

Síntomas del TOD

Los síntomas del TOD varían en función de la edad. Los síntomas también son diferentes entre niños y niñas. – En los niños de 6 a 12 años, los principales síntomas son los arrebatos de mal genio frecuentes, la facilidad para enfadarse, la impulsividad y la baja tolerancia a la frustración.

Además, los niños con TOD discuten con frecuencia con los adultos e incumplen normas e instrucciones. – En los adolescentes de entre 13 y 18 años, los principales síntomas son el resentimiento hacia la autoridad, las discusiones y el resentimiento, y una baja tolerancia a la frustración. Los adolescentes con TOD también se niegan a cumplir las normas e instrucciones de sus padres.

terapia de pareja malaga

Diagnóstico del TOD

El diagnóstico de TOD suele realizarse cuando un niño o adolescente presenta al menos cuatro de los síntomas mencionados anteriormente. Sin embargo, es importante tener en cuenta que es normal que los niños y adolescentes desobedezcan o discutan ocasionalmente con sus padres. Por lo tanto, para hacer un diagnóstico de TOD, los síntomas deben ser persistentes y excesivos.

Los padres también pueden manifestar sentirse estresados, enfadados y frustrados como consecuencia del comportamiento de sus hijos. Normalmente, los médicos realizan una evaluación exhaustiva del comportamiento y el funcionamiento del niño para determinar si presenta síntomas compatibles con el TOD. Un psiquiatra infantil también puede utilizar instrumentos de diagnóstico, como el manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM-5), para diagnosticar el TOD.

Opciones de tratamiento para el TOD

Lo más importante que hay que recordar es que el TOD es tratable. La gravedad del trastorno determinará el alcance del tratamiento necesario. Los padres y cuidadores deben aplicar técnicas de control de la conducta, como un enfoque de refuerzo positivo, para ayudar a reducir los síntomas del TOD de su hijo. Es esencial reconocer que los síntomas del TOD son el resultado de la incapacidad del niño para hacer frente a determinadas situaciones. Por lo tanto, el tratamiento debe centrarse en ayudar al niño a afrontar mejor las situaciones para reducir los síntomas del TOD.

A continuación se indican algunas de las opciones de tratamiento que pueden utilizarse para tratar el TOD:

Terapia familiar: La terapia familiar es un tipo de terapia que abarca una serie de intervenciones que se aplican en la familia. Puede utilizarse para tratar a un niño con TOD, así como a un niño con otros trastornos.

Terapia basada en los padres: La terapia basada en los padres es un tipo de terapia que se centra en ayudar a los padres a lidiar con el estrés y la frustración causados por el comportamiento de su hijo.

Terapia familiar: La terapia familiar es un tipo de terapia que consiste en reunir en sesiones al niño con TOD, a los padres y a otros miembros de la familia. El objetivo es comprender los factores que contribuyen al comportamiento del niño y ayudar a la familia a afrontarlo mejor.

Terapia cognitivo-conductual: La terapia cognitivo-conductual es un tipo de terapia que enseña a los niños y adolescentes con TOD a cuestionar los pensamientos y sentimientos negativos que contribuyen a su mal comportamiento.

Teniendo en cuenta la importancia de dicho TOD, En psicofuncionalmente ofrecemos servicio en distintas localidades como Fuengirola

Cómo obtener ayuda para el TOD

Los padres suelen sentirse confusos sobre cómo ayudar a su hijo con TOD. La mejor manera de ayudar es establecer expectativas y normas claras, y hacerlas cumplir sistemáticamente. Cuando un niño o adolescente se porta mal, es importante seguir unos pasos clave. En primer lugar, es esencial mantener la calma.Para tomar las riendas de la situación, los padres deben ser capaces de controlar sus emociones. En segundo lugar, es importante ser coherente y firme con el niño o adolescente. En tercer lugar, los padres deben utilizar el refuerzo positivo cuando su hijo se comporte de la manera deseada.

Sobre el autor

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad